permalink

off

Como funcionan las piscinas naturales

Este es un artículo de verano. Como apetece un buen chapuzón, encontramos este interesante artículo y esta interesante oferta que transmitimos. Se trata de piscinas naturales. Las piscinas naturales se basan principalemente en la fitodepuración utilizando plantas acuáticas y utilizan otros sistemas semejantes a los de los acuarios para mantener en condiciones óptimas la transparencia y la calidad del agua.

Existen varios tipos de piscinas naturales, en el más utilizado la piscina se divide en dos zonas, la zona de baño (2/3 aprox.) y la zona de plantas (1/3 aprox.) El agua es absorbida y filtrada por la zona de plantas y devuelta a la zona de baño a través de cascadas u otros canales.

La zona de plantas está constituida por gravas de distintos grosores que actúan de filtro y soporte para las raices de las plantas acuáticas y semiacuáticas. Al contrario de lo que se cree, la mayor parte de la depuración no la realizan las plantas macrófitas sino las bacterias que están adheridas a la grava y a las raices. Las raices de las plantas multiplican la superficie a la que las bacterias pueden adherirse, aumentando su número y optimizando el proceso de depuración.

El agua, una vez filtrada en la zona de plantas, pasa por un filtro ultravioleta que elimina las algas microscópicas. Cuando instalamos una piscina natural el aquilibrio biológico todavía no se ha establecido, esto provoca que el agua esté ligeramente turbia al principio, el filtro ultravioleta elimina las algas que crean esta turbidez, una vez la piscina ha logrado su equilibrio biológico el filtro ultravioleta se vuelve precindible.

El agua se devuelve a las piscina mediante arroyos, cascadas y juegos de agua, esto no es solo un recurso paisajístico, responde a la necesidad de oxigenación del agua antes de ser devuelta al vaso principal.

Para leer el artículo y más información  : http://www.urbanarbolismo.es/blog/?p=218

Comments are closed.